Cultura y territorio

Ramat de Camins, mucho más que una ruta

El Ramat de Camins (Rebaño de Caminos, en castellano) es un trekking por 70 pueblos pirenaicos inspirado en el viaje a pie que, en agosto de 1956, hicieron los escritores Camilo José Cela y Josep Maria Espinàs. La ruta recorre las comarcas del Pallars Jussà, Pallars Sobirà, Valle de Aran y Alta Ribagorza, y ofrece itinerarios y propuestas para todo el mundo.

De la ruta a pie de Camilo José Cela y Josep Maria Espinàs por los Pirineos, en 1956, dejaron ambos escritores un legado en forma de obras, en las que se describía la belleza de los paisajes y la vida de la población. Cincuenta años después, la empresa Montanyanes, dedicada a la dinamización local del Pallars Sobirà, celebró el cincuentenario de aquel viaje con diversos actos culturales. Entre ellos, encargó a la escritora Núria Garcia Quera hacer la misma ruta que Cela y Espinàs, y a partir de ahí, escribir un relato. El resultado fue el libro  Nou viatge al Pirineu (Sensus, 2012) y, de su trayecto, en el que decidió escoger antiguos caminos vecinales que unen diversos pueblos pirenaicos, nació la ruta Ramat de Camins.

En la actualidad, Núria Garcia Quera (escritora de novelas de viaje, reportajes, guías excursionistas…) y Cesc Capdevila i Torrell (informático y guía de montaña y de fauna del Parque Nacional de Aigüestortes y Lago de San Mauricio, del Parque Natural del Alt Pirineu, de la Reserva de Boumort y del Espacio de Interés Especial Collegats-Queralt, especializado en ornitología y en la berrea del ciervo) dinamizan Ramat de Camins con un sueño: conseguir, gracias a la gente que decide seguir la ruta, que esos caminos tengan vida y se conserven.

Dicen que el proyecto, transcomarcal, quiere beneficiar tanto a las personas del territorio como a quienes lo visitan; tanto el paisaje cercano, como el más alejado. Explican que Ramat de Camins es beneficioso para la salud, contribuye a la desestacionalización del turismo, a la restauración del patrimonio de antiguos caminos vecinales mediante actuaciones de restauración de los tramos degradados, y constituye una propuesta de turismo responsable («queremos dar vida —comentan en la web— a sus establecimientos hoteleros y de restauración, a los guías titulados, a los propietarios de burros y mulas, a los comercios, a los pequeños obradores agroalimentarios, a los museos y ecomuseos, a los artesanos y artesanas… sin alterar el paisaje, difundiendo la cultura local y el entorno, y con viajes hechos a medida para grupos reducidos»).

El eje vertebral de los Pirineos catalanes, a pie

Ramat de Camins propone un itinerario principal con diversas etapas, a partir del cual pueden hacerse multitud de variantes. De este modo, cada uno puede diseñar la ruta en función de los días de que disponga, la forma física, los lugares de interés, la climatología, el calendario de apertura de los establecimientos donde dormir… La propuesta está pensada para todo el mundo: senderistas expertos o aficionados, familias, ecoturistas, escuelas, jubilados… para los que deseen hacer un trekking riguroso de dos semanas, los que quieran conocer los mejores lugares de los Pirineos en bicicleta, en coche o con tranquilos paseos, los que quieren caminar en solitario o en grupo, con o sin guía, escogiendo las variantes más duras o más fáciles… Con este propósito, desde la página web www.ramatdecamins.cat se ofrece la posibilidad de diseñar rutas o estancias a medida para conocer los maravillosos paisajes de esta parte de los Pirineos y las particularidades de cada zona. También se facilitan datos de interés: información técnica con el nivel de dificultad, el mejor momento para hacer la ruta, la señalización que encontraremos, la cartografía, las aplicaciones móviles, el equipaje imprescindible…

El Ramat de Camins es una oportunidad única para descubrir paisajes, naturaleza, pueblos, el arte románico, museos y ecomuseos, costumbres y tradiciones, deportes y aventura, la gastronomía, la restauración y los alojamientos locales, el Parque Natural del Alt Pirineu, el Parque Nacional de Aigüestortes y Lago de San Mauricio… entre muchas otras maravillas. Es, también, una ruta «viva», ya que a medida que se recuperan viejos caminos, el trazado se enriquece con nuevos atajos, rodeos o desviaciones.

El Pirineo más auténtico

La ruta transcurre, básicamente, por caminos ancestrales: «los antiguos caminos vecinales que unen pueblos y valles, con pendientes pensadas para el paso de personas y animales cargados, que escogen la vertiente de solana o umbría dependiendo de lo que más convenga en cada tramo, que se han construido sobre paredes de piedra seca el lugares con poco espacio de paso y que muestran bellos empedrados allí donde el suelo lo requiere».

El Ramat del Este, el Ramat del Norte y el Ramat del Oeste son las tres grandes etapas en las que se divide el recorrido propuesto y transcurren por la Pobla de Segur, conocida como Puerta de entrada de los Pirineos, el desfiladero de Collegats, gran parte del Pallars Sobirà y el Parque Natural del Alt Pirineu, la Vall Farrera, el Valle de Cardós, el Parque Nacional de Aigüestortes y Lago de San Mauricio, los Valles de Àneu, el Valle de Aran, los puertos de Viella y de Gelada y el valle de Bohí.

En la web pueden consultarse los mapas de las tres opciones citadas, así como el Ramat de Aventuras, el Ramat de Naturaleza, la Ruta familiar: traginers de la sal de Gerri por un día, dos días en mulo siguiendo el río Noguera Pallaresa, el Ramat del Silencio, dos días en burro por el valle de Àssua…

Apadrinar o hacerse amigo de un camino

Ramat de Camins tiene más de 300 km de antiguos caminos que es necesario mantener en perfecto estado. Dado que los entes públicos (ayuntamientos, consejos comarcales, parques…) no pueden hacerse cargo de la totalidad de este patrimonio, desde la entidad se ofrece la posibilidad de apadrinar alguno de ellos mediante diversas modalidades: «Mecenas», «Guaita» o «Lo comú». Estas permiten hacerse cargo del gasto que representa la adecuación de un tramo, a comprometerse en recorrer de vez en cuando algún camino de la ruta Ramat de Camins y sus variantes para detectar patologías, o encargarse del mantenimiento de un camino. El nombre y el logotipo (en el caso de las empresas) de los padrinos aparece en el ficha de la etapa a la cual pertenezca el camino y en otras publicaciones que se generen, mientras que los padrinos reciben informaciones sobre el camino apadrinado.

Ramat de Camins también cuenta con la iniciativa Camí Amic (Camino Amigo, en castellano), un proyecto destinado a escuelas e institutos, pensado para concienciar a niños y jóvenes sobre la importancia de los caminos como patrimonio.



Ramat de Camins

Cal Tomàs, s/n
25569 Tornafort
Pallars Sobirà
Lleida

Tel.: +34 627 70 62 47

www.ramatdecamins.cat
info@ramatdecamins.ca

Facebook
Instagram

Fotos cedidas por Ramat de Camins.

Suscríbete a la Newsletter

Si quieres sorprenderte con nuevas historias y estar al día de las actividades que te proponemos.

¡Tu conexión con lo auténtico, en un solo clic!

Suscríbeme
Premio alimara 2021

Through Sustainability

© 2021 Taste The Altitude · Todos los derechos reservados · Aviso Legal y Condiciones Generales de Uso del Sitio Web · Política de Privacidad y de Protección de Datos de Carácter Personal · Cookies · Diseño Disparo Estudio